Cuidado con las Insolaciones

Mucha gente elige veranear en la playa porque busca el calor del sol después de un fr?o invierno. Yo adoro el sol, es cierto, me parece revitalizador, fuente de energía positiva para todos. Gran parte de mi vida he ido de vacaciones a la playa y como me gusta mucho he llegado a quedarme el día entero. Soy morena y de cutis difácil así que no utiliz? bronceador porque me provoca alergia, así que imaginaos el cuidado que tengo que tener para no sufrir quemaduras o insolaciones.

Hablando de insolaciones, estas suelen ser tan molestas como las quemaduras pero un poco peor porque no es que nos duele, nos sentimos mal. La insolación tiene que ver con la termorregulación del cuerpo y se produce cuando nos sobre exponemos a los rayos ultravioletas. Le sigue el golpe de calor que es cuando nuestro cuerpo pierde el control de la temperatura y esta puede llegar a elevarse hasta los 40?C.

¿Qué s?ntomas se sientes ante una insolación? Perdida de sudoración, mareo, confusiones, taquicardia, dolor de cabeza, la piel se siente seca y muy caliente y en el peor de los casos convulsiones y fallos en algunos ?rganos. Sin llegar a tanto la mayor parte de las veces nos duele la cabeza y tenemos fiebre. Por ende, debemos tomar precauciones a la hora de tomar el sol o practicar deportes al aire libre y cuidar especialmente a los ni?os y ancianos ya que son mucho mas proclives a sufrirlas.

Precauciones: usar protector solar, beber abundante líquido, evitar las bebidas alcoh?licas y con cafe?na, no tomar el sol en horas peligrosas, usar gorros.

Tratamientos: ir a la sombra, a un sitio fresco, beber líquido para hidratarse rápidamente, refrescarse mojando la ropa y la cabeza.