Sintomas de la Anorexia

La anorexia es una enfermedad que puede afectar tanto a hombres como mujeres. Personalmente creo que toda la sociedad tiene parte de culpa de que ocurra esta enfermedad por culpa de los canon de belleza que hay establecidos hoy en día y que hacen que una chica sana que, quiz?s, utilice la talla 46, se mal vista porque no utiliza una talla “normal” de la 40-42 o incluso 44.

Esto hace que sean muchos los que se cuiden en demas?a sobre su aspecto físico y por eso es por lo que queremos hablarte de los s?ntomas que pueden darte una idea sobre si tu amiga, hija, amigo, hijo, etc. pueden tener una excesiva preocupación por lo que comen y por su aspecto físico.

Los s?ntomas que puedes detectar en ellos son los siguientes:

  • Miedo a aumentar de peso e incluso se deprimen si ven que han engordado, aunque sólo sean unos gramos.
  • Miedo u odio de la comida. Son personas que ven el plato lleno aunque sólo haya un poco de comida en ?l.
  • Ausencia de los ciclos menstruales, estre?imiento, v?mitos, etc.
  • Preocupación por las calorías que llevan los alimentos y por su forma de prepararse.
  • Se escaquea de la comida, siempre hay algo que hacer a la hora de comer y, después, acaba por no comer nada.
  • Siempre esté irascible, nerviosa, molesta por algo.

¿Qué es la Anorexia?

Al igual que, en un art?culo anterior, tratamos la bulimia, en este caso queremos hablarte de la anorexia, otro trastorno alimenticio que puede afectarte a t? o a los tuyos y del que has de tener cuidado.

La anorexia es un problema que consiste en la disminución del apetito y la falta de gusto por los mismos de modo que, la persona, come por no molestar a nadie y, apto seguido, vomita esa ingesta de alimentos para no engordar con ellos.

Las personas anor?xicas, a pesar de estar delgados, se ven gordos y feos y eso es lo que hace que comiencen a sentirse mal comiendo, que piensen que, por comer algo, se van a poner más gordos y si son capaces de vomitarlo todo podrán conseguir verse guapos (cuando, en realidad, eso nunca se consigue).

La anorexia nerviosa puede poner en riesgo varios de los ?rganos corporales y recursos fisiol?gicos, particularmente en la estructura y función del corazón y del sistema cardiovascular dando como resultado un ritmo cardíaco bajo, osteoporosis, pérdida del cabello, caries, estre?imiento, dolor de cabeza, etc.

Es evidente que no existe una ?nica causa de la anorexia, y que ?sta se origina de una mezcla de factores sociales, psicol?gicos y biol?gicos. Personalmente (y reitero, es mi opinión) creo que la sociedad tiene parte de culpa en el mismo ya que siempre nos están mostrando chicas y chicos con el cuerpo delgado y eso, cuando una persona no es así, puede calar muy hondo y pensar que, si no es como esas personas, entonces no es nada.

¿Qué es la Bulimia?

La bulimia o bulimia nerviosa (como se la conoce m?dicamente) es un trastorno mental que esté relacionado con la comida. En concreto, lo que le ocurre al paciente o persona es que sufre episodios compulsivos de comer mucho y, cuando acaba, se siente culpable de haberse comido esa comida, de no haberse podido controlar, y entonces deja de comer durante un tiempo.

Se produce en la bulimia dos fases, una de comida compulsiva y otro de ayuno compulsivo. Esto, por supuesto, no esté bien en el organismo porque, aparte de las fases de comer/no comer, muchos, para no ganar peso, recurren a otros métodos como provocarse el v?mito, usar laxantes y diur?ticos, enemas, ejercicio físico intenso y sin control, etc.

Existen dos tipos de bulimia si nos basamos en el hecho de vomitar o no vomitar:

  • Bulimia tipo purgativo: se produce cuando se utilizan métodos para evitar la ganancia de peso como son el v?mito, los laxantes, los diur?ticos, enemas, etc.
  • Bulimia no purgativa: cuando se utiliza para bajar de peso o no ganar el ejercicio intenso o el ayudo.

El tratamiento resulta más eficaz en las primeras fases del desarrollo de este trastorno pero, dado que la bulimia suele esconderse fácilmente, no nos damos cuenta de este trastorno hasta que ya esté bien calado en la persona y puede resultar difácil salir (aunque no imposible).