Ponerse en Forma Correctamente

Mucha gente después de pasar largos periodos de inactividad física, notan su cuerpo un tanto pesado fruto de lo kilos de más, es entonces cuando deciden de la noche a la ma?ana hacer deporte para bajar kilos o la tripa que nos afea, apunt?ndose al gimnasio o bien saliendo a correr.

Este comportamiento es totalmente err?neo, el cuerpo no debe ser forzado de vez en cuando, cuando nos apetece adelgazar, como todo en esta vida y más en la salud y alimentación es bueno dosificarse y plantear antes de hacer deporte qué objetivo queremos lograr y como conseguir ese objetivo de una forma sana.

Aquellos que se apuntan a un gimansio con sobre peso para adelgazarlo, deben saber que hacer pesas por ejemplo no es de lo más adecuado puesto que estremos forzando nuestra musculatura y nuestro corazón, además de causar un efecto contrario, ganar peso. Porqué decimos esto, normalmente cuando se hacen pesas teniendo grasa en el cuerpo esta última con el tiempo acaba sustituy?ndose por más masa muscular y por ende más peso.

Un buen entrenamiento para ponerse en forma si estamos entrados en kilos es en primer lugar quemar el máximo numero de calorías haciendo incisión en la grasa, si v?is al gimnasio antes que empezar a levantar peso deber?is pasar por una etapa de quema de grasa, esto lo conseguir?is con ejercicios de footing o?bicicleta, deb?si intentar no cansaros mucho, se tarta que el corazón este siempre a un ritmo cardiaco constante de unas 140-150 pulsaciones.

Haciendo largas series de 30 a 40 minutos con pulsaciones comprendidas entre 140 y 150 os favorecer? a perder grasa y?a ganar fondo físico, muy importante para la siguiente fase, que ser? de de moldear la figura. Si queréis ganar músculo y volumen deber?is trabajar series cortas con mucho peso y pocas repeticiones, si por el contrario busc?is fortalecer los músculos, series largas con poco peso.

Solo con estas recomendaciones conseguir?is un estado físico y una figura perfecta, por otro lado no olvidar la dieta, hay que comer bien siempre que se va? ahacer deporte, sino corr?is el riesgo de tener devanecimientos. E importante también es hacer siempre caso del monitos del gimnasio y pedir consejo profesional.

FOTO | Kiran Kumar

¿Qué es el M?todo Grinberg?

El M?todo Grinberg es un método educacional que enseña a través del cuerpo a romper los estados cr?nicos repetitivos a nivel: físico, emocional, mental. El M?todo Grinberg no sustituye ninguna terapia ni tratamiento médico, psicol?gico ni de ning?n tipo.

Es un método de educación del cuerpo cuyo objetivo es reducir el sufrimiento, ayudar a recuperar el bienestar y colaborar en el crecimiento personal. Ense?amos a ganar atención sobre nuestro cuerpo, a distinguir los esfuerzos inútiles que hacemos, cu?ndo los hacemos y cómo dejar de hacerlos.

?Y en qué se basa el método Grinberg? En la s?ntesis de muchas técnicas orientales y occidentales, reelaboradas en un método por Avi Grinberg, con el objeto de que las personas que lo aprendan puedan participar activamente en la obtención de su equilibrio y bienestar.

Se comienza con un diagn?stico de la persona a través de los pies y luego que la persona elige lo que quiere trabajar, se comienza las sesiones personales. En estas sesiones personales, mediante técnicas de tacto, movimiento, respiración, concentración, relajación y mediante instrucciones que da el practicante, se aprende a crear el efecto deseado.

Y ?En qué puede nos puede ayudar el método Grinberg? Aparte de los logros espec?ficos en cada persona, hay beneficios generales comunes a la mayoría de la gente que experimenta este método: aumento de energía y vitalidad, mayor nivel de concentración, mejor?a en el sue?o, estabilidad, apertura, flexibilidad, mejor?a en la digestión, tranquilidad y un mayor disfrute de la vida.

Es útil para dolores cr?nicos, estre?imiento, alergias, desequilibrios menstruales, poca concentración, para personas que estudian o trabajan bajo tensión y para personas que realizan actividades físicas o trabajo corporal y quieran disfrutar más de su vida. Tambión para provocar cambios en estados de ?nimo repetitivos (malhumor a la hora de levantarse, por ejemplo).